LA FILA DEL COLE

Escrito por kanistero 09-05-2014 en General. Comentarios (0)

Estoy leyendo los libros del pediatra Carlos González, es muy directo y claro. (cosa que agardezco entre tanto contenido vacio que recibe uno).

Tengo un amigo que tiene un sobri de 4 años, comparte algunos rasgos con mi hijo de 5 y hablamos de esas cosas: Son muy intelegentes, andan con la lateralidad vete tú a saber cómo: escriben con la izquierda, chutan con la derecha, comen con cualquiera de las dos....

Bueno, pues mi amigo me pide que le cuente cosas y le dé algún consejo para cuando él sea padre. Yo le digo que eso de dar consejos.... no sé, me impone mucho respeto.

Pero bueno, uno sí que le voy a dar: En la fila de los niños de infantil no pongas a tu hijo delante. Mi hijo madruga mucho y siempre llegamos con tiempo al cole y mi experiencia de los 3 cursos que llevamos de Infantil es que los primeros o bien son niños que madrugan mucho o bien son niños que sus progenitores quieren dejar cuanto antes en el cole y los sueltan sin preocuparse de ellos. Cuando son los del segundo grupo se dedican a empujar, molestar y chinchar en la fila con el consiguiente trastorno para el resto (hasta 25) que hay en la fila.

Los niños son niños-te dicen- claro, ¡no van a ser sombrillas de playa! Y los padres que pasan de todo y sueltan a los hijos en cualquier parte sin preocuparse de ellos son unos impresentables- digo yo- No pueden con ellos, o bien ya tienen cierta edad (los 50 años) y se cansan o bien es que se creen con el derecho a que su hijo moleste por el mero hecho de ser niños.

En la fila de mi hijo son cuatro ( de veinticinco), siempre los mismos. Uno de ellos casi siempre llega tarde, con lo cual nos lo evitamos,otro si está su padre lo controla, pero si viene con la abuela.... y otros dos que son los de todos los días, uno que siempre llega entre los tres primeros y tiene una madre muy muy pesada que menos ocuparse de su hijo hace de todo y otro que se deja llevar por la corriente y tiene ya una madre mayor que con repetir el nombre del hijo como una letanía cree que cumple el expediente: ¡Fulano, Fulano, Fulano, Fulano!- le amonesta. Y el crio tan campante, como quien oyer llover, el otro día igual dijo su nombre 25 veces, vamos, que te vas del cole con el eco en la cabeza: ¡Fulano, Fulano, Fulano, Fulano!

Mi hijo pasa de ellos, le da igual, que molesten, que le pisen, que se cuelen en la fila, es que pasa absolutamente, sé que hay una niña que no quiere estar en la fila por estas molestias, pero mira, toca joderse (los papás no quieren hacer nada, así que...).

Así que un consejo para mi amigo, claro, siempre que su hijo no sea de los que queiren molestar en la fila, entonces que lo ponga donde quiera. Pero si es que de los que hace bilis viendo día tras día, curso tras curso a los mismos progenitores sin hacer nada mejor que llegue justito de hora al cole y coloque a su hijo-a en el final de la fila.